Navarra blinda por ley los contratos del profesorado de Religión

La proposición de la ley foral fue presentada por Navarra Suma y gracias al apoyo de Geroa Bai mantendrá los puestos de trabajo del profesorado de religión en centros públicos.

El pleno del Parlamento de Navarra ha aprobado este jueves la proposición de ley foral presentada por Navarra Suma por la que se garantiza el mantenimiento de los puestos de trabajo del profesorado de religión en los centros públicos de Navarra. La iniciativa ha contado con el apoyo de Navarra Suma y Geroa Bai, mientras que han votado en contra PSN, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra.

Un informe del Consejo de Navarra ha dictaminado que la ley presentada inicialmente por Navarra Suma no se ajustaba a la legislación vigente, pero sí plantea que el Parlamento tiene capacidad para decidir sobre la continuidad de los puestos de trabajo de los docentes.

Así, tras este informe, Navarra Suma y Geroa Bai han pactado una enmienda que establece que la Administración educativa podrá ejercer su facultad de organizar la actividad docente de este profesorado «en cuanto a sus actuales puestos de trabajo y destino».

El parlamentario de Navarra Suma Pedro González ha explicado que con esta enmienda se reconoce a la Administración la capacidad de «reubicar al personal y asignarle otras funciones, pero siempre garantizando su puesto de trabajo y la jornada y retribución que ya tenían».

Pedro González ha afirmado que esta ley es «un acto de justicia» con el profesorado de religión y ha asegurado que «esta cuestión se debería haber resuelto en la esfera de lo laboral, en una negociación entre la representación de los trabajadores y el departamento de Educación». «Proponemos esta ley a la vista que el departamento sigue haciendo oídos sordos al colectivo», ha asegurado.

Sobre el dictamen del Consejo de Navarra, ha señalado que el informe no es unánime, sino que «tres de los cinco consejeros han dictaminado que no todo el contenido de la ley es acorde a nuestras competencias pero dos han considerado lo contrario». «Navarra tiene competencia plena para garantizar por ley al profesorado de religión el mantenimiento de su puesto de trabajo. Creemos firmemente que no se exceden las competencias de Navarra porque la ley incide en la capacidad para cambiar el contrato de una persona y no aspectos sustantivos de la regulación laboral», ha afirmado.

La parlamentaria de Geroa Bai María Solana ha censurado que no ha habido «ninguna negociación por parte del departamento con este colectivo frente al recorte de la asignatura, lo que habla muy mal de la falta de respeto a los trabajadores«. «No han dado opción de negociar. Hemos demandado una salida negociada, pero la ausencia de negociación, unida a la nula voluntad del departamento de atajar esta cuestión con garantías para el colectivo, no deja otra vía que utilizar la potestad de este Parlamento para impulsar una propuesta que obliga a diseñar una solución para este personal indefinido, sin precarizar al límite a este colectivo», ha afirmado. Además, ha defendido que conocer el informe del Consejo de Navarra les ha permitido acudir al debate con «una posición más firme, más rotunda, más pulida, más ajustada a derecho y más clara».

LOS PROFESORES DE RELIGIÓN, AGRADECIDOS CON NA+ Y GEROA BAI

Profesores de religión han agradecido este jueves a Navarra Suma y a Geroa Bai que hayan sacado adelante en el pleno del Parlamento la ley foral por la que se garantiza el mantenimiento de los puestos de trabajo del profesorado de religión en los centros públicos de la Comunidad foral.

En un comunicado, este colectivo, que se siente «ignorado» por el departamento de Educación del Gobierno foral, ha agradecido el «apoyo» recibido por Navarra Suma al presentar la ley y dar «comienzo a este duro proceso», «defendiendo nuestra problemática laboral con coherencia y compromiso».

También a Geroa Bai, a quien agradece «el apoyo incondicional» a estos trabajadores, «siendo conscientes de que, pese a ser contrarios a la presencia de la asignatura de religión en la escuela pública, han sabido ir más allá de ideologías o creencias y se han preocupado por las personas que estamos detrás de esos 164 puestos de trabajo».

Según han expuesto, «nos han escuchado y se han hecho eco de nuestro problema ateniendo exclusivamente el ámbito laboral».

Navarra.com

El plazo ordinario de prematrícula finaliza con 5.086 solicitudes de 3 años, de las cuales el 62% estudiará en la red pública

Un total de 3.280 niños y niñas (64,5%) recibirán educación con el programa PAI en los distintos modelos lingüísticos

Un total de 3.155 niñas y niños de 3 años se incorporarán el próximo curso al ciclo de Educación Infantil en centros públicos de la red educativa de Navarra. Esa cifra equivale a un 62% del total de alumnado prematriculado en la Comunidad Foral para el curso 2022/2023, frente al 61,9% del curso anterior.

Los centros concertados han recibido 1.931 solicitudes de admisión en alumnado de 3 años, equivalentes al 38% del global de la prematrícula, frente al 38,1% del pasado curso.
En total, han sido 5.086  prematrículas llevadas a cabo en el periodo ordinario desarrollado entre los días 7 al 11 de marzo, frente a las 5.323  solicitudes del curso anterior.

Por modelos lingüísticos, el modelo G de enseñanza en castellano suma 2.648 prematrículas, equivalentes al 52,1% del total (50,2% en 2021). De ellas, el G-PAI suma 2.234; 142 el G-British; 28 el G-PAL (alemán) y 32 el G-PAF (francés).

El modelo D de enseñanza en euskera reúne 1.464 solicitudes de admisión para nuevo alumnado de 3 años, lo que supone el 28,8% del total (29,5% el pasado año). De esas solicitudes 166 lo han sido en D-PAI. El modelo lingüístico B (en euskera con castellano como asignatura) ha sumado 10 solicitudes (0,2% del total), 9 de ellas en B-PAI.

Por su parte, el modelo lingüístico A (enseñanza en castellano con euskera como asignatura) ha sumado 964 solicitudes de admisión, de ellas 871 en A-PAI. Este modelo supone el 18,9% del total de solicitudes de admisión de nuevos alumnos (20% el pasado año).

En total, 3.280 niños y niñas de las redes pública y concertada y de todos los modelos lingüísticos (64,5% del total) recibirán educación con el programa PAI.

Pamplona y Tudela

Por zonas, en Pamplona / Iruña y su comarca los centros públicos han recibido 1.408 solicitudes, un 49% del total (frente al 49,4% del pasado año), mientras que la red educativa concertada ha sumado 1.480 prematrículas, un 51% % (el pasado año sumó el 50,6%). 

Por modelos lingüísticos, la capital navarra y su comarca suman 2.037 nuevos alumnas y alumnos en A/G y 851  en los modelos B/D, lo que contabiliza un total de 2.888 prematrículas frente a las 3.047 del pasado curso.

En la ciudad de Tudela el resultado del proceso ordinario de admisión ha sido de 166 prematrículas en la red pública (51% % frente al 48,1% del pasado curso) y 159 en los centros concertados (un 49% % frente al 51,9% del pasado año).

Tecnoestrés, cuando la tecnología se convierte en patología

Últimamente han surgido distintas patologías ligadas a la utilización de las nuevas tecnologías que están afectando a gran número de trabajadores. Es el caso de las tecnoadicciones o el tecnoestrés, que suelen derivar del mal uso de las tecnologías de la información (TIC) en el día a día y que se han visto incrementadas de manera exponencial por culpa de la pandemia de coronavirus, que ha obligado a teletrabajar.

Según un estudio del Observatorio de Prevención de Riesgos Laborales acerca del tecnoestrés, entre sus causas se encuentra la obligada necesidad de los trabajadores de usar las TIC en sus puestos de trabajo. Hoy día no se concibe el trabajo sin el móvil, correo electrónico, la comunicación mediante aplicaciones de mensajería instantánea o el uso de ordenadores portátiles o tabletas. Los trabajadores, además, deben asumir que las nuevas tecnologías cambian constantemente y tienen la exigencia de estar actualizándose en todo momento.

A esto se le suma que el uso continuado de las TIC se extiende fuera del horario de trabajo y llega a invadir también la vida personal. Según el estudio del Observatorio de Prevención de Riesgos Laborales, el 65% están tan preocupados por dar respuesta a los asuntos laborales (contestar correos, teléfono, etc.) que olvidan sus asuntos personales.

Pero, ¿qué es el tecnoestrés?

Se trata de una nueva clase de estrés relacionado con el uso de las nuevas tecnologías en el entorno laboral. En definitiva, el tecnoestrés está causado por la incapacidad para gestionar de manera saludable las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (TIC). Los trabajadores perciben un desajuste entre la necesidad de usar en su puesto laboral las TIC y los recursos, habilidades o tiempo de los que dispone para satisfacer esa demanda, lo que le lleva a un estado psicológico negativo.

Tipos de tecnoestrés

Hay tres tipos de tecnoestrés:

– La tecnoansiedad: consiste en que el trabajador experimenta altos niveles de activación fisiológica no placentera, así como tensión y malestar por el uso presente o futuro de algún tipo de TIC. Esto le lleva a tener actitudes escépticas respecto al uso de tecnologías y también pensamientos negativos sobre la propia capacidad para manejarlas, llegando en ocasiones incluso a evitarlas.

– La tecnofatiga: se caracteriza por sentimientos de cansancio y agotamiento mental debido al uso excesivo de las TIC. A veces se complementan con actitudes escépticas o creencias de ineficacia respecto a su uso. Además, existe un tipo específico de tecnofatiga, denominado síndrome de la fatiga informativa, que se basa en la sobrecarga informativa que sufrimos cuando utilizamos internet y se deriva de los requisitos que impone la actual sociedad de la información.

– La tecnoadicción: un uso compulsivo e incontrolable de las TIC durante largos períodos de tiempo y en cualquier lugar. Los tecnoadictos son aquellas personas que quieren estar al día de los últimos avances tecnológicos y acaban siendo dependientes de la tecnología, que se convierte en el eje sobre el cual estructuran sus vidas. Siempre o con frecuencia, la persona tecnoadicta se siente mal si no tiene acceso a las TIC (correo, móvil, Internet) y siente un impulso interno que le obliga a usarlas en cualquier momento y lugar.

A pesar de su reciente aparición, y según el Informe antes mencionado, el tecnoestrés afecta a un de cada tres personas (34%).

¿Qué consecuencias tiene el tecnoestrés para la salud?

El tecnoestrés provoca consecuencias negativas como bajo rendimiento, fatiga visual, posturas inadecuadas, discusiones de pareja o no dejar tiempo para el ocio. Las personas afectadas pueden desarrollar actitudes y sentimientos negativos hacia las TIC.

Puede provocar también síntomas fisiológicos y emocionales típicos del estrés, como ansiedad, agotamiento mental, excesiva dependencia del uso de la tecnología y aislamiento social.

10 Claves para afrontar el tecnoestrés laboral

1. Organiza bien tu jornada laboral.

Planifica tu agenda del día, sin sobrecargarla de actividades y gestionando los imprevistos con flexibilidad.

2. No te lleves el trabajo a casa.

Desconecta en todos los sentidos: no te mantengas pendiente del móvil o el portátil.

3. Separa tu vida laboral de la personal, incluidas las tecnologías.

Emplea líneas de teléfono o incluso aparatos diferentes para ambas facetas de tu vida

4. Prioriza: la inmediatez no siempre te afecta.

Si no puedes desconectarte totalmente del trabajo en el tiempo de ocio, aprende a distinguir lo urgente de lo importante. Prioriza y trata de delegar los asuntos urgentes cuando estás en tus horas de ocio, vacaciones o fines de semana.

5. Fórmate, si es necesario, en nuevas tecnologías.

Con el conocimiento adecuado, harás que las herramientas trabajen para ti y ganarás confianza para afrontar situaciones difíciles relacionadas con el uso diario de las tecnologías, lo cual redundará en que tu nivel de ansiedad o angustia vaya desapareciendo.

6. Aprende técnicas de autocontrol.

Practicar de manera regular actividades como relajación, meditación, mindfulness o yoga te ayudará a neutralizar la activación fisiológica del organismo que produce el estrés y te proporcionará un mayor control de los pensamientos y de las emociones.

7. Cuida tu dieta.

Sigue una dieta saludable, variada y equilibrada. Mantén horarios regulares y tómate siempre tu tiempo para comer con calma. Evita las bebidas con cafeína o alcohol.

8. Haz deporte de manera regular.

El ejercicio físico reduce la intensidad del estrés, además de fomentar una sensación de bienestar, siempre que no se haga por obligación.

9. Respeta las horas de sueño.

Trata de ir a dormir siempre a la misma hora y descansa, como mínimo, siete u ocho horas cada noche.

10. Recurre a ayuda profesional si es necesario.

Si, tras aplicar las anteriores medidas, sigues sin ser capaz de manejar el estrés en el trabajo, recurre a una ayuda profesional.

Recomendaciones para las empresas:

– Formar y capacitar a las personas trabajadoras en el uso de las TIC es uno de los factores indispensables que permitirían reducir el tecnoestrés.

– Se debe mejorar la comunicación con el personal   para atender dudas y sugerencias, ya que trae consigo beneficios operativos y organizacionales.

– Hay que contar con una agenda de trabajo que proporcione actividades bien programadas para motivar la autonomía del personal y organizar el calendario.

– Generar canales de comunicación no invasivos dentro y fuera del trabajo para disminuir la sensación de dependencia y   la tecnofatiga.

Fuentes:

– isbl.eu

– Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo

Imma Badia Camprubí

Secretaria de Acción Sindical y Salud Laboral

FEUSO

Pregunta al Consejero de Educación sobre la situación laboral del Profesorado de Religión.

Buenos días compañeros y compañeras:

Ayer día 27 de enero, en Pleno del Parlamento un grupo político hizo una pregunta al Consejero de Educación sobre la situación laboral del Profesorado de Religión.

La respuesta era previsible. Sus palabras, entre otras, fueron las siguientes:  “Lo que es verdad es que se va a reducir la carga lectiva de la asignatura… por tanto es verdad que… casi con seguridad se van a reducir los contratos”.

Pedimos calma y esperanza en esta complicada situación.

Seguimos trabajando y negociando en busca de soluciones para no perder nuestros puestos de trabajo.

En estos momentos es muy importante la discreción y la confianza depositada en los sindicatos. Creemos que otras acciones pueden perjudicar más que favorecer.

Un saludo afectuoso de vuestros representantes sindicales.

 

Entrevista al secretario general de FEUSO Antonio Amate: “Somos un sindicato de vanguardia que defiende la pluralidad y la libertad”

Las circunstancias sociosanitarias como consecuencia de la pandemia del COVID-19 han obligado a la Federación de Enseñanza de USO a retrasar la celebración de su 8º Congreso Federal (estaba previsto en 2020) y a decidir celebrarlo al final de manera telemática. Tendrá lugar el próximo 25 de noviembre y se retransmitirá en directo desde Madrid. Hablamos con Antonio Amate, secretario general de FEUSO, para hacer balance de lo realizado en estos últimos años.

Teniendo en cuenta el contexto sanitario y social, ¿es un buen momento para celebrar el Congreso? 

Este Congreso coincide con un momento educativo y social difícil y complicado. No hemos tenido más remedio que aplazarlo por circunstancias totalmente ajenas a nuestra organización. Pero pensamos que hay que aprovechar las ventajas que ofrecen las nuevas tecnologías para dar cumplimiento a lo que mandan nuestros Estatutos, aunque sabemos que no hay nada que pueda sustituir al contacto humano y la celebración presencial.

El Congreso Federal es una cita muy importante. Es nuestro órgano máximo de decisión; participan en él los delegados elegidos por los órganos correspondientes de las Federaciones Autonómicas. Es competencia del Congreso definir la estrategia sindical de la Federación, modificar los Estatutos y elegir tanto a la Comisión Federal de Garantías como al nuevo Secretariado Federal estatal.

Por el momento educativo y social que estamos viviendo, nos parece un buen momento para reflexionar sobre nuestro trabajo sindical, para hacer balance sobre lo realizado en estos años y para plantearnos las líneas de acción de FEUSO de cara al futuro. El Congreso llega en un buen momento y tenemos a la Federación en excelente disposición para asimilar nuevos retos y los cambios que sean necesarios emprender. 


Antonio Amate | Achivo de etiqueta | Sindicato USO


¿Qué valoración haces de lo acontecido en los últimos meses por culpa del coronavirus?

 En primer lugar, desde FEUSO hemos destacado el trabajo que se ha llevado a cabo en los centros educativos para continuar, a pesar de las limitaciones, con el ritmo normal del curso. Tanto el profesorado como el personal de administración y servicios y complementario han dado una lección y han estado a la altura de las circunstancias, con una profesionalidad que es digna de elogio y de reconocimiento.

Por otro lado, desde FEUSO y la Plataforma Más Plurales, de la que formamos parte, hemos rechazado la tramitación y aprobación de otra ley educativa, la LOMLOE, la octava ley de la democracia, que se ha llevado a cabo en medio de estas dramáticas circunstancias sociosanitarias y sin contar con la opinión de la comunidad educativa, a la que se ha despreciado.

También, en los últimos meses, hay que destacar que se ha agilizado la negociación del VII Convenio de la Enseñanza Concertada, que afecta a unos 150.000 trabajadores, y que por fin se pudo firmar el pasado 21 de junio.

¿Qué balance haces del trabajo de FEUSO en estos años? 

En nuestro Congreso de Salamanca aprobamos una Resolución General en la que nos definíamos como “el sindicato de todos los trabajadores”, rechazando las visiones más corporativas y estrechas del sindicalismo. Por desgracia, las opciones sindicales llevan a una polarización entre los modelos público, privado y concertado que en nada benefician a la enseñanza, como la experiencia ha vuelto a demostrar. USO es un sindicato abierto a todos, que defiende la complementariedad y que apuesta de manera decidida por la libertad de las familias para elegir, en igualdad de condiciones, el modelo que deseen para sus hijos. Nosotros defendemos a todos los trabajadores porque todos realizan el mismo trabajo de cara a la sociedad y porque todos se complementan.

En este sentido, hemos vivido unos años complicados pero interesantes, marcados sobre todo por la situación política. Los cambios en el Gobierno han llevado, primero, a la paralización de la LOMCE y, después, a la apertura de un proceso de tramitación de la nueva Ley educativa, la LOMLOE, con la que seguimos siendo muy críticos. Y, por supuesto, hay que mencionar la influencia de la pandemia, que ha marcado el devenir de la educación española, como antes mencionábamos.

Desde el punto de vista interno, y a pesar de las consecuencias de sucesivas crisis, en FEUSO hemos crecido en afiliación y en representatividad en todos los sectores, lo que nos convierte en un sindicato de referencia para miles de trabajadores que comparten nuestro modelo. En este sentido, nuestra realidad sindical nos lleva a ser optimistas, pues es evidente que FEUSO ha sabido conectar con los problemas reales que preocupan a los trabajadores de la enseñanza.


¿Qué destacarías del trabajo sindical de FEUSO?

En nuestro trabajo diario intentamos hacer realidad nuestras señas de identidad: somos un sindicato solidario, autónomo, independiente, cercano, de vanguardia. A diferencia de otras organizaciones, no debemos ningún favor a nadie. Por concretar, hemos realizado un importante trabajo para mejorar en todos los frentes las condiciones de los docentes y no docentes de la enseñanza concertada, el sector en el que contamos con más afiliación y representatividad; además, hemos hecho todo lo posible para que las políticas educativas del Ministerio de Educación y de las Comunidades Autónomas donde estamos implantados promuevan la complementariedad de las redes y no margine ni a los trabajadores ni a las familias que eligen el modelo de la enseñanza concertada.

También destaco nuestra implantación en otros sectores como es el caso de la Discapacidad, la Educación Infantil o el Ocio Socioeducativo. Tiene especial relevancia nuestra presencia significativa en la escuela pública y, en particular, entre el Profesorado de Religión. Este colectivo tan maltratado sabe que FEUSO es el único sindicato que no los considera trabajadores de segunda categoría y que los seguirá defendiendo en el actual contexto educativo y político, muy contrario a su labor docente.

Quiero hacer, además, una mención explícita al trabajo que desde FEUSO se ha hecho en el sector privado por el Personal de Administración y Servicios (PAS) y el Personal Complementario: hemos trabajado en las Mesas de Negociación para mejorar sus condiciones salariales y laborales. No creo que todos los sindicatos puedan decir lo mismo.

Además, seguiremos defendiendo en todos los foros y Mesas de Negociación a los trabajadores de la Enseñanza Diferenciada: las leyes internacionales y nacionales defienden este modelo pedagógico, cuestionado demagógicamente por organizaciones y sindicatos que quieren imponer un único modelo educativo.

Pero hay más asuntos que mencionar: la actitud de FEUSO en las Mesas de Negociación de los convenios de Universidades, Enseñanza Privada, Escuelas Infantiles, Autoescuelas… FEUSO ha mantenido una coherencia en todas las Mesas de Negociación que contrasta con las componendas en los que a veces caen otras organizaciones, más pendientes de sus intereses que los de los trabajadores, como hemos podido comprobar durante las negociaciones del último Convenio de Atención a las Personas con Discapacidad.
 

¿Y qué retos afronta la Federación para los próximos años?

FEUSO es hoy día un referente sindical para miles de trabajadores de la enseñanza. En los últimos años, hemos incrementado nuestra afiliación y nuestra representatividad, pero necesitamos seguir creciendo para que los trabajadores de todas las Comunidades Autónomas conozcan más de cerca un modelo sindical que busca unir fuerzas, mejorar la calidad de enseñanza y prestigiar el trabajo que todos los docentes y no docentes realizan en beneficio de la educación.

En FEUSO apostamos por el diálogo como el camino para rechazar las políticas excluyentes en las que, por desgracia, se han instalado algunos partidos, sindicatos y agentes educativos. Estas políticas cargan de una ideología insana la educación y potencian un enfrentamiento, una guerra escolar que solo provoca divisiones y que repercute negativamente en el clima escolar, como demuestra constantemente la experiencia.

Además, FEUSO aporta un estilo personal y profesional a la hora de abordar la negociación colectiva, como se puede comprobar en los últimos convenios firmados y en acuerdos puntuales en los que FEUSO ha trabajado siempre en beneficio de todos los trabajadores, buscando las mejores soluciones y contando con la opinión y valoración de todas las partes afectadas.


El lema elegido para el Congreso, “Libertad para educar, educar para ser libres”, es, además, el tema sobre el que gira la Resolución General que se va a presentar en este Congreso.

Queremos presentar un documento que muestre algunas de nuestras inquietudes y también nuestras propuestas para regenerar el clima sindical y educativo. Como ya hemos comentado, somos muy críticos con la nueva Ley de Educación porque ha despreciado el debate y no favorece la libertad de las familias, ni la pluralidad, ni la complementariedad. Queremos, además, avanzar en la libertad laboral, es decir, que los centros de trabajo sean espacios donde se fomente la libertad para el conjunto de los trabajadores, que deben poder desarrollar su labor y participar también en las decisiones que les afectan como sujetos protagonistas, no figurar en las plantillas reducidos al papel de simples empleados, prescindibles e intercambiables en cualquier momento. Dentro de este ámbito, el sindicalismo tenemos mucho que aportar. FEUSO defiende un sindicalismo basado en el diálogo y la colaboración, no en el sistemático enfrentamiento. Si se da más voz y participación a los trabajadores en las empresas, estamos convencidos de que las cosas pueden ir muchísimo mejor.

El Congreso es, por eso, una oportunidad también para que la sociedad conozca mucho mejor el modelo sindical que ofrece la USO y la Federación de Enseñanza: una decidida apuesta por la libertad, la pluralidad, la responsabilidad, la cooperación y la colaboración.